Tecnología de apoyo: Orcam My eye, para personas con diversidad visuales.

Tecnología de apoyo: Orcam My eye, para personas con diversidad visuales. Es un dispositivo de alta tecnología desarrollado en Israel, tiene múltiples funciones que facilitan las actividades de personas con discapacidad visual. Se adhiere a los anteojos de manera muy simple, por imanes.

Funciones:

  • Lectura de textos
  • Reconocimiento de rostros
  • Reconocimiento de billetes
  • Reconocimiento de objetos
  • Distingue de colores
  • Brinda hora y fecha

Tecnología de apoyo: Orcam My eye, Inteligencia artificial para personas con diversidad visuales. Es un producto inalámbrico, liviano e intuitivo.

Es un dispositivo que posee grandes beneficios para las personas con diversidad visual, pero es muy poco accesible en términos económicos. ¡Una pena!

Cada usuario lo puede configurar según sus preferencias, intereses y gustos. Posibilita incrementar los niveles de autonomía personal mejorando la calidad de vida de las personas con diversidad visual.

Otros videos interesantes sobre Orcam My eye, Inteligencia artificial para personas con diversidad visuales:

La tecnología de apoyo, específicamente los productos de apoyo, como este dispositivo favorecen el desempeño ocupacional de las personas con discapacidad y/o dependencia, minimizando las barreras y compensando los déficits con el objetivo de incrementar la autonomía personal y posibilitando la ejecución de actividades significativas en los entornos reales que constituyen el desempeño ocupacional.

 

Centro Iberoamericano de Autonomía Personal y Ayudas Técnicas (CIAPAT)
Tecnología de apoyo: Orcam My eye, para personas con diversidad visuales.
Compartir en:Share on LinkedInTweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Email this to someone

Jimena Garriga

Lic. en Terapia Ocupacional de la Universidad de Buenos Aires, Especialista en Psicogerontología de la Universidad Maimónides, Coordinadora de Instituciónes Psicogeriatricas y de grupos de estimulación Cognitiva aplicada a la independencia cotidiana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *